5 consejos de expertos para alimentar a los caballos este invierno

invierno

Clima frío, lluvia y forraje bajo en nutrientes: los meses de invierno pueden resultar un desafío de alimentación para la mayoría de los propietarios. Pero estos consejos sobre cómo alimentar a los caballos en invierno pueden ayudar a mantener a tu caballo en óptimas condiciones.

  1. Los caballos más mayores, particularmente aquellos con mala dentición, pueden sufrir en el invierno y perder su condición física. Los alimentos de reemplazo de fibra son una buena adición o alternativa al forraje cuando la masticación se vuelve difícil. Los dientes deben revisarse regularmente y la ingesta debe ser monitoreada. Los signos que pueden indicar una salud dental más deficiente pueden incluir excrementos sueltos, apetito reducido, hebras largas de fibra en los excrementos o fibras parcialmente masticadas y amontonadas (quidding).
  2. Desde una perspectiva evolutiva, el invierno es la estación en la que los caballos salvajes adelgazan aprovechando sus reservas de grasa a medida que el clima frío avanza. 
  3. Mantener el peso ideal, es un reto que preocupa a muchos propietarios durante los meses de invierno. Un suplemento alimenticio rico en aceite puede ayudar a aumentar la ingesta de calorías. Algunos caballos y ponis realizan una mayor cantidad de trabajo en el invierno, particularmente aquellos que dan clases o compiten. Como tal, la ingesta de alimento debe aumentar para compensar una mayor carga de trabajo.                                  Para aquellos con tendencia a calentarse, el mejor enfoque es buscar alimentos de mayor energía que sean bajos en almidón, pero altos en fibra digerible y aceite.                                                                                                       Un alimento ideal a base de fibra húmeda y alta en proteína con bajo nivel de azucares es CALEYA SELECT HAYLAGE ALFALFA AV17  se debe usar mezclándolo con forrajes de baja/media calidad  y en un periodo breve de tiempo tendremos  unos resultados muy  importantes  y si además le añadimos algún concentrado, tendremos a nuestro caballo en perfectas condiciones para afrontar las bajas temperaturas  además de un rendimiento deportivo optimo
  4. Los caballos tienen un fuerte deseo innato de masticar y es difícil satisfacerlo en caballos estabulados las 24 horas del día, los 7 días de la semana durante los meses de invierno. Si se ignora, pueden surgir problemas de comportamiento como masticar madera o tragar aire.                                                                                                                                                                                                                                                                                                              Los problemas de salud graves, como los cólicos o las úlceras gástricas, también pueden representar un riesgo. Por lo tanto, el acceso al forraje debe ser abundante, idealmente un suministro constante, junto con agua fresca. El forraje ideal para estos casos es CALEYA SELECT HAYLAGE FORRAJE NATURAL RAYGRASS , con un aporte de proteínas medias, alto en vitaminas y minerales además con unas fibras XXL para que el caballo este el mayor tiempo relajado y calmado ,este tipo de forrajes esta muy indicado para  complementar concentrados muy energéticos,  en situaciones de stress deportivo
  5. La regularidad en el trabajo es muy importante, además de hay que permitir suficiente tiempo para calentarse y enfriarse. Una dieta bien balanceada es esencial, pero un concentrado bajo en almidones y azúcares puede ser beneficioso. También se debe proporcionar un agua limpia y de calidad.

 

Seleccione un idioma